Quinta Quietud, vino de toro | CLIMA Y TIERRA
31
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-31,ajax_fade,page_not_loaded,,select-child-theme-ver-3.7,select-theme-ver-3.7,menu-animation-underline-bottom,fs-menu-animation-underline,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

CLIMA Y TIERRA

La zona de la D.O. Toro esta caracterizada por un clima continental y extremado con influencias atlánticas, de carácter árido, con precipitaciones anuales de 350 a 400 mm, con temperaturas desde –13ºC hasta 40ºC, hasta 3.000 horas de sol efectivas.

 

Todas estas condiciones climáticas, extremado frío en invierno, gran amplitud térmica día/noche en verano y numerosas horas de sol dan unas condiciones excepcional de cultivo de la vid.

La altitud del viñedo esta comprendida entre los 665 y los 700m, son las primeras grupas guijosas al sur del río Duero, perteneciendo estos suelos a la Era Terciara.

Es un terruño valioso con guijarros en abundancia, terrenos profundos de textura franco-arcillo-arenosa hasta arenoso-franca (de 55 hasta 85 % de arena) donde contrasta el color teja con el gris rojizo.

Son suelos pobres pero con mucha profundidad, así se contrasta el calor y la aridez superficial con la frescor y la riqueza del subsuelo.

El encuentro entre ese clima, ese terruño y la Tinta de Toro sellan la fuerza y la complejidad de los vinos de Quinta de la Quietud.

CLIMA Y

TIERRA

La zona de la D.O. Toro esta caracterizada por un clima continental y extremado con influencias atlánticas, de carácter árido, con precipitaciones anuales de 350 a 400 mm, con temperaturas desde –13ºC hasta 40ºC, hasta 3.000 horas de sol efectivas.

 

 

Todas estas condiciones climáticas, extremado frío en invierno, gran amplitud térmica día/noche en verano y numerosas horas de sol dan unas condiciones excepcional de cultivo de la vid.

La altitud del viñedo esta comprendida entre los 665 y los 700m, son las primeras grupas guijosas al sur del río Duero, perteneciendo estos suelos a la Era Terciara.

Es un terruño valioso con guijarros en abundancia, terrenos profundos de textura franco-arcillo-arenosa hasta arenoso-franca (de 55 hasta 85 % de arena) donde contrasta el color teja con el gris rojizo.

Son suelos pobres pero con mucha profundidad, así se contrasta el calor y la aridez superficial con la frescor y la riqueza del subsuelo.

El encuentro entre ese clima, ese terruño y la Tinta de Toro sellan la fuerza y la complejidad de los vinos de Quinta de la Quietud.

CLIMA Y  TIERRA

La zona de la D.O. Toro esta caracterizada por un clima continental y extremado con influencias atlánticas, de carácter árido, con precipitaciones anuales de 350 a 400 mm, con temperaturas desde –13ºC hasta 40ºC, hasta 3.000 horas de sol efectivas.

 

 

Todas estas condiciones climáticas, extremado frío en invierno, gran amplitud térmica día/noche en verano y numerosas horas de sol dan unas condiciones excepcional de cultivo de la vid.

La altitud del viñedo esta comprendida entre los 665 y los 700m, son las primeras grupas guijosas al sur del río Duero, perteneciendo estos suelos a la Era Terciara.

Es un terruño valioso con guijarros en abundancia, terrenos profundos de textura franco-arcillo-arenosa hasta arenoso-franca (de 55 hasta 85 % de arena) donde contrasta el color teja con el gris rojizo.

Son suelos pobres pero con mucha profundidad, así se contrasta el calor y la aridez superficial con la frescor y la riqueza del subsuelo.

El encuentro entre ese clima, ese terruño y la Tinta de Toro sellan la fuerza y la complejidad de los vinos de Quinta de la Quietud.

qdlq-logonew